Paulo Gárces olvida la lesión y regresó a defender el arco de Colo Colo

El portero jugó todo el segundo tiempo de la Noche Alba donde vistió la jineta de capitán tras la salida de Fierro.

Compartir

Compartir

Por Giuseppina Lobos

A los 42' del primer tiempo, el preparador de arqueros, Julio Rodriguez, le hizo la tan esperada seña a Paulo Gárces. El arquero del Cacique se paró de la banca y enfiló rumbo al camarin albo.

La espera había llegado al término y luego de largos meses de recuperación, el portero de Colo Colo, dejaría atrás su lesión en el hombro y volvería a defender los colores del Cacique.

El Monumental se vino abajo cuando por altoparlantes dieron a conocer que Paulo Garcés era el primer cambio del Cacique. ¡Vamos Paulo!, fue la frase que se tomó el sector Océano.

Las pocas veces que entró en contacto con el balón, debido al poco poder de ataque de demostró el equipo peruano, lo hizo de forma perfecta, logrando así mantener el cero en su portería.

"Contento, necesitaba jugar porque llevaba mucho tiempo sin jugar. Estoy muy conforme con mi recuperación. Me dediqué 100% a volver", aseguró el portero luego del triunfo ante los peruanos.

Además, se mostró agradecido por el recibimiento de los hinchas. "Me emocioné con el recibimiento de la gente. Espero seguir respondiendo", concluyó Garcés.

Incluso, tras la salida de Gonzalo Fierro de la cancha, el encargado de llevar la jineta de capitán fue el propio portero colocolino.

GRAF/PRN

Ve También
prev next